El Quimbo: La esperanza todavía no se pierde

Una vez más salieron a las calles a marchar las personas del departamento del Huila, principalmente estudiantes de la Universidad Surcolombiana, la Corporación Universitaria del Huila y colegios como el INEM, Santa Librada, Rafael Pombo, entre otros, quienes consideran que se ven afectados, directa o indirectamente, por el proyecto hidroeléctrico El Quimbo

Los estudiantes marcharon por las principales calles de Neiva encabezados por una obra de teatro que daba cuenta de su inconformismo frente al proyecto hidroeléctrico El Quimbo. Además portaban pancartas en las cuales exponían a la comunidad huilense su desacuerdo: «Por la defensa de la vida, tierra y en contra del despojo, ¡No a El Quimbo!».


Los manifestantes conservan la esperanza de impedir la construcción de este megaproyecto energético, pues consideran que el Ministerio de Minas y Energía e incluso el presidente Santos deben revocar la decisión, como dice Olga Oliveros: «Un país no lo dirige un mandatario, a un país lo dirige el pueblo». Según ella, “el Gobierno y el Estado e incluso Emgesa no logran divisar el panorama de daños y perjuicios irreparables que les corre pierna arriba a todos los habitantes de los municipios aledaños al río Magdalena entre las cordilleras central y oriental […] a ellos lo único que les interesa es el factor dinero», puntualizó.

Asimismo, Ofelia Ramírez, docente de la Universidad Surcolombiana, señala que «este proyecto se está haciendo a espaldas del pueblo y no favorece los intereses populares ni el desarrollo de la región».

El epicentro de la movilización fue la Universidad Surcolombiana en donde se detuvo el flujo automovilístico dando inicio a la marcha, contando con alrededor de 1.000 personas. Entre algunos de los marchantes —la mayoría estudiantes— hubo algunas manifestaciones de protesta en contra de la Alcaldía, la Policía y la Gobernación.

Sin embargo, existen muchas personas en Neiva y el departamento que desconocen esta problemática o que la ven como una causa perdida debido a que la construcción de El Quimbo ya empezó y, como dice el Intendente Rodríguez de la Policía «eso no tiene marcha atrás», aunque «en lo personal no está de acuerdo con ese proyecto porque afecta al medio ambiente».

María Sierra de la Fundación el Curibano, oriunda de la costa, es una de las personas que participaron en la marcha y dice que «defiende este territorio a toda costa, aunque no sea propia de esta tierra». Como ella son muchas las perrsonas que se encuentran preocupadas ya que se dio inicio a la construcción y hasta ahora no se sabe cómo se van a recuperar los cultivos y productos agrícolas que se dan en la región, ya que son 35.000 toneladas de alimentos anuales que se van a dejar de producir, lo que causaría un déficit en la economía de la región.

Además de esto, la flora y fauna van a ser afectadas considerablemente, ya que según Wilmar Toledo «esta zona tiene mucha vegetación y abundan animales exóticos en peligro de extinción, por otra parte, está el daño al patrimonio histórico, cultural y representativo del departamento como lo es el prestigioso Pericongo y la capilla de San José de Belén».

Fabiola Osorio, ama de casa que se manifestó en contra de El Quimbo, asegura que «es muy importante que la comunidad se una, se integre, no solamente en el Huila, sino en todo Colombia y a nivel mundial para denunciar la destrucción que se le hace al ecosistema, a nuestro medio, a nuestra tierra».

 

Marcha en la zona de afectación: «Nosotros no estamos en venta»

Paralelamente a esta marcha en la ciudad, cerca de 100 personas se concentraron en la vereda de Río Loro, municipio de Gigante, donde las comunidades afectadas por el proyecto hidroeléctrico de esta zona expresaron su rechazo a El Quimbo y denunciaron algunos atropellos que los funcionarios de esta la empresa han hecho contra los pobladores.

Por ejemplo, varios campesinos como Emilia Muñoz han tenido que legalizar sus predios con la promesa de Emgesa de compensarles con una casa y cinco hectáreas. Sin embargo esas promesas han quedado en el aire y hasta la fecha —cuando ya han iniciado las obras— no han reubicado a ninguna familia. Además Emgesa ha comprado las grandes haciendas con el objetivo de que los dueños despidan a sus trabajadores (jornaleros, parceleros, mayordomos, etc.), aumentando el desempleo en la zona. A muchos campesinos les ha tocado pasar de las labores del campo a la construcción de los túneles de desviación, aumentado las horas laborales y reduciendo salarios.

Luis Calderón, habitante de Gigante, dice que esta concentración es para «concienciar a la gente del daño que nos hacen a nosotros, tanto en el orden público, social, económico… porque hay muchas personas que creen que eso es una verdad… esto es una desgracia para nuestro municipio y para nuestro departamento, incluso nacional e internacional».

En la reunión también participaron estudiantes del municipio de Gigante, quienes se encuentran apoyando a la comunidad afectada y defendiendo su territorio. «Estamos comprometidos con esta lucha, de seguir adelante, de hacer las cosas bien», dijo Jose Figueroa. Otro estudiante aseguró: «El Quimbo va a acabar con mucha naturaleza, nosotros tenemos el placer de ir y disfrutar, pero nuestros hijos no lo van a tener porque El Quimbo va a destruir todo eso. Va a acabar con la riqueza y a cambio nos va a dejar terrenos vacíos, sin nada».

Durante la mañana la comunidad organizó un almuerzo comunitario, donde los participantes de la concentración e incluso algunos miembros de la Fuerza Pública pudieron disfrutar de un sancocho con los alimentos que producen en la región. Cerca de las tres de la tarde los manifestantes realizaron un taponamiento en la vía que comunica a Garzón con Gigante.

Aparte de las comunidades afectadas, se encontraban miembros de la Corporación Comunidad, Plataforma Sur, Red Proyecto Sur y estudiantes de la Universidad Surcolombiana de Neiva que hacían el cubrimiento informativo del evento.


7 comentarios on “El Quimbo: La esperanza todavía no se pierde”

  1. […] de Colombia El Quimbo: La esperanza todavía no se pierde […]

  2. diego mauricio diaz dice:

    ¿por q dejamos q la historia se repita otra ves ?
    los españoles explotan y roban nuestra tierra
    ya es hora de despertar y decirle no al QUIMBO, NO a emgesa ,

  3. LUIS ENRIQUE ESCOVAR GIRALDO dice:

    Apoyamos estas valerosas acciones en defensa de la naturaleza y en contra de los “megaproyectos” que no consultan ni resuelven, pero agravan, los problemas de las comunidades.
    Cordial saludo,
    Luìs Enrique Escovar Giraldo
    Secretario
    FRENTE DEMOCRATICO DE OPOSICION

  4. […] piedra de la obra, hubo un cabildo abierto contra la represa en el municipio de Gigante, Huila. Lasmovilizaciones continuaron en varias ciudades, seguidas por una audiencia publica en Bogotá contra los […]

  5. MAS dice:

    […] piedra de la obra, hubo un cabildo abierto contra la represa en el municipio de Gigante, Huila. Lasmovilizaciones continuaron en varias ciudades, seguidas por una audiencia publica en Bogotá contra los […]

  6. […] there was an open council meeting against the dam in the municipality of Gigante, Huila. The mobilizations continued in various cities and were followed by a public general assembly in Bogotá against mega […]

  7. […] there was an open council meeting against the dam in the municipality of Gigante, Huila. The mobilizations continued in various cities and were followed by a public general assembly in Bogotá against mega […]


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s