Arauca: Ataque militar contra el Ejército Nacional en Fortul

Ataque armado al puesto permanente de control del Ejército en Fortul.

El puesto permanente de control que mantiene el Ejército Nacional en el departamento de Arauca a la entrada del municipio de Fortul, en la vía que de Tame conduce a Saravena, fue atacado con fusiles y granadas por un comando armado a eso de la 1:30 pm del 3 de mayo de 2011. Según el comandante de la Brigada XVIII del Ejército, esta acción habría sido ejecutada por parte del Ejército de Liberación Nacional (ELN), organización insurgente que opera en esa zona.

Como saldo de la acción, dos miembros de la Fuerza Pública y un civil resultaron muertos; además, otros dos militares y dos civiles fueron heridos. Hasta el momento las autoridades civiles no reportan capturas, aunque el Ejército anunció que se encontraba en persecución de los presuntos responsables de esta acción de guerra.

El retén militar atacado es uno de los varios que se ubican en las principales vías del departamento de Arauca, algunos de los cuales son de carácter permanente como éste y otros son móviles. A través de este mecanismo, que incluye la verificación de identidad, requisas a las personas y a los vehículos e interrogatorios, el Ejército efectúa un control permanente a los pobladores que transitan entre los siete municipios de ese departamento.

Ataque armado al puesto permanente de control del Ejército en Fortul.

Este hecho se constituye en uno de los hechos de mayor trascendencia en el marco de la guerra presentados en el casco urbano de Fortul luego de que en diciembre de 2008 nueve policías resultaran muertos a raíz de un ataque efectuado presuntamente por el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Al respecto, la Fundación de Derechos Humanos Joel Sierra realizó un llamado público a los actores del conflicto a tomar las medidas necesarias para garantizar la vida e integridad de la población civil y exige al Estado colombiano la realización de una investigación imparcial de los hechos a fin de que no se sigan efectuando judicializaciones contra habitantes de la región que no tienen ningún tipo de responsabilidad en las acciones bélicas. Según la Fundación, eso es lo que ha venido ocurriendo en Arauca y un ejemplo de ello es el caso de las ocho personas condenadas a 48 años de prisión por un atentado contra la Policía en ese mismo municipio en 2008 o las tres personas recientemente capturadas por el homicidio de la jueza penal del circuito de Saravena. En estos últimos dos casos, los familiares de los procesados denunciaron montajes judiciales y falsos positivos orquestados por la Fiscalía y la Fuerza Pública.



Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s