En el sur de Bogotá, jornada juvenil DesvelArte por la Vida

Afiche de invitación a la jornada

El sábado 10 de diciembre de 2011, el Observatorio Local de Derechos Humanos y organizaciones sociales del sur de Bogotá convocan a jóvenes de las localidades de Usme, Kennedy (Techotiva), Bosa, Ciudad Bolívar y Santafé a movilizar sus expresiones culturales, para mostrar la violencia y la estigmatización que se ejercen sobre la juventud en el país.

El pasado 27 de noviembre, el «Tripido Fest Libertario: Hip-Hop» llevó a la localidad de Bosa, en el suroccidente de Bogotá, expresiones de arte y cultura que reivindicaron el derecho a la vida de las personas jóvenes. La juventud recordó al grafitero asesinado por la policía, cuyo seudónimo artístico era Trípido. También la juventud fue durante todo el año protagonista de movilizaciones para exigir su educación como un derecho que debe brindar el Estado para todos los jóvenes en forma gratuita. Dos problemáticas que tienen íntima relación y que son ejemplo de las duras condiciones que enfrentan las personas jóvenes en Colombia. 

La juventud parece estar ya cansada de ser un blanco predilecto de la violencia y de la discriminación y en la intención de mostrarse decidida a confrontar esa suerte se encuentra la Jornada contra la Estigmatización y la Criminalización de las y los Jóvenes, que se desarrollará este sábado 10 de diciembre en el conjunto de barrios de Bogotá que se conocen ya como “la media luna”.

Cuál es el problema 

En entrevista reciente, Leovigildo Latorre, del Observatorio Local de Derechos Humanos de… fue enfático en decir que la eliminación física de los jóvenes que considera problemáticos es una práctica de nuestra sociedad. En Bogotá, de 1.307 homicidios que registró el Centro de Estudio y Análisis en Convivencia y Seguridad Ciudadana de la Secretaría de Gobierno, el 53% corresponde a jóvenes entre 15 y 30 años de edad. Las localidades más afectadas y donde el problema sigue en aumento son las de Kennedy, Rafael Uribe y Usme. Entre enero y octubre del año 2010 en Kennedy se presentaron 185 casos, mientras que en el periodo similar del 2011, hubo 208; Rafael Uribe Uribe pasó de 70 a 87 casos y Usme, de 71 a 82.

Latorre califica de equivocada la forma en que el gobierno enfrenta la realidad de la juventud, mediante las nuevas leyes aprobadas por el Congreso de la República: «la Ley de seguridad ciudadana y la consecuente reforma al sistema de responsabilidad penal adolescente constituyen instrumentos de criminalización tanto de las prácticas culturales juveniles como de su activismo y protesta social».

En ese mismo sentido, Libardo Sarmiento Anzola, consultor y economista, escribe el artículo titulado «Código Penal para adolescentes, indicios de un fracaso» en la edición 170 de junio de 2011del periódico «Desde Abajo», registra que «la detención de adolescentes crece como espuma, con tasas cercanas al 40 por ciento cada año (…)». E ilustra la situación con cifras: «Cerca de 8.000 menores fueron detenidos [en Colombia] por portar droga durante 2010, frente a los 6.509 de 2009 (…) aumentan los menores detenidos por hurto, al pasar de 7.608 en 2009 a 7.941 en 2010».

Sarmiento muestra que «la reforma al Código de Infancia y Adolescencia que aprobó el Congreso (…) que agudiza y profundiza la penalización de adolescentes, se justificó con unos hechos que no representan el grueso de las conductas delictivas que cometen los adolescentes» e indica que «el 70% de los casos corresponde a hurto y microtráfico de estupefacientes [y que] por el contrario, los delitos graves, referidos a homicidios y delitos personales, representan sólo un 8 por ciento», refiriéndose a las conductas en las que incurren los adolescentes.

Ángela Robledo, representante a la Cámara, a quien hace eco Libardo Sarmiento en su artículo, señala que «en Colombia, la posibilidad de que un joven muera asesinado es cinco veces más alta que en América Latina» y reclama que se ahonde en la comprensión de las situaciones que deben enfrentar adolescentes y jóvenes, «en particular quienes […] hacen parte del 30 por ciento que presenta deserción de la escuela para incorporarse al mundo del rebusque, la explotación laboral o la ilegalidad».

Pintando en el Parque Central de Bosa. Foto: Notiagen

Algunos testimonios

Esta realidad se refleja en el asesinato cometido por la Policía del joven grafitero Diego Becerra y en otros casos que relatan personas de comunidades de barrios populares, que prefieren no revelar sus nombres (relatos tomados de documentos elaborados por personas organizadoras de la jornada en los que informan que «Los casos que se presentan se han documentado mediante siete entrevistas a amigos y familiares de los jóvenes asesinados»).

«Ese chino no se metía con nadie»: relato sobre la muerte de Brayan Ducuara:

A sus quince años, no era un joven como cualquiera, pues no se amoldaba para nada al imaginario del muchacho «no futuro» construido respecto a los jóvenes de los sectores populares. Cuando grande, quería ser futbolista profesional, por ello se la pasaba, con sus amigos, jugando micro en el parque del barrio Santa Marta. Muchos le tenían envidia porque vestía bien, pues cada sábado o domingo se le veía con zapatillas o chaquetas nuevas, mejor dicho, como dicen sus amigos: «ese chino estrenaba», lo cual se explica porque era hijo único. Incluso, la mamá le iba a comprar un computador el día en que lo asesinaron. Al negro, como le decían sus amigos, lo mataron un domingo, día en el que según las estadísticas oficiales ocurre la mayoría de los homicidios, con un 31,2% de los casos; y fue acribillado a balazos en La Marichuela, el barrio bien, estrato tres, de Usme. Su crimen fue de lo más absurdo, como muchos, en este país que siente fascinación por la muerte, donde se celebra, desde las más altas esferas, el trágico acontecimiento. Brayan caminaba cerca a la estación de bomberos de La Marichuela, iba con su novia, quien tropezó con una motocicleta, el dueño de la moto agredió verbalmente a la joven. Brayan, el «varón», salió en defensa de su novia con similares improperios. En ese instante, el dueño de la moto fue y volvió acompañado de otra persona, ambos armados, y le propinaron, a la muchacha un disparo en una pierna y al negro, dos en la espalda.

«Por asustarlo»:

Otro caso es el de Rafael Bolívar, de 30 años, quien mientras departía unos tragos con sus amigos en la plazoleta de La Marichuela, recibió un disparo en una pierna, según testigos, dizque para asustarlo, pero murió desangrado mientras era conducido por una patrulla de la Policía a un centro médico.

«Los jóvenes como victimarios»

Juan Manuel Pico Díaz tenía dieciséis años, vivía en el barrio Santa Marta y fue asesinado por otro «parche» cuando salía de una «farra» en La Aurora y caminaba hacia su casa. En este crimen se mezclan el consumo de drogas, la rivalidad entre grupos y el hurto. Juan se resistió con lo suyo, un arma blanca, a un parche de nueve jóvenes con similares armas, quienes lo cogieron en gavilla para quitarle las cosas que él tenía; pero como el chino no se dejó robar, lo mataron.

Ante la Ley

La percepción de la comunidad frente a la actuación de la justicia estatal, que por demás coincide con las astronómicas cifras de impunidad, es que no funciona, en tanto no se hace justicia, por lo que un familiar afirma: «Mataron al chino y no pasó nada, dejaron sano el caso. Pero llega uno y cobra venganza y mata al fulano y ahí sí le llega la Ley. Esa es la ley en este hijueputa pedazo: que tal fulano mató a tal fulano y tal fulano quedó sano, pero yo para desquitar la muerte de tal fulano, porque me dolió, voy a matar al tal fulano y me llega es todo el peso a mí y el otro sano. Más de uno (de los asesinos) anda calle arriba y calle abajo».

Venganza: el camino más cercano a la «justicia»

Según las cifras oficiales, las venganzas son la principal causa de asesinatos en Bogotá, ellas motivan el 46,8% de los homicidios. En ese sentido, es casi unánime la expresión común frente al comportamiento de las personas cercanas a las víctimas: «La verdad, los familiares dicen que no van a poner demanda porque ya saben quién es la persona que lo mató». De lo cual surge el siguiente sofisma: si ya se sabe quién fue el victimario, pues para qué poner demanda, en tanto eso se arregla de la misma manera.

Las barras: agresiones por una camiseta

Es frecuente que se relacione a las barras futboleras como causantes de hechos de violencia, pues un habitante de la comunidad afirma sobre las causas de las muertes que “la más común es por las famosas barras, por los equipos de fútbol, por eso es que la mayoría de los muchachos fallecen”; sin embargo, las cifras muestran que los conflictos entre “barras y pandillas” sólo alcanzan el 3.3% de las motivaciones para los homicidios que se cometen en la Ciudad.

El microtráfico: por una bicha lo matan

En los últimos años, el mercado interno de la droga se volvió importante para los narcos. El microtráfico, que antes se dejaba en manos de jíbaros de poca monta, ahora constituye un negocio de importancia fundamental para las bandas narco-paramilitares. Esto ha traído una expansión del consumo y un incremento de la violencia, fenómenos relacionados con el negocio de las drogas ilegales.

En ese sentido, muchas de las muertes están relacionadas con este fenómeno en expansión, por lo que ante la pregunta por las causas de varios de los asesinatos, una respuesta muy común fue: «por los bazuqueros más que todo, porque ustedes se dan cuenta que aquí se ganan puños por una bicha, se ganan trapes y se ganan puñaladas entre líderes del vicio, por una bicha lo matan».

Por esta razón, el Chan, amigo del Canario, quien fue asesinado en medio de las intrigas cotidianas en el oscuro mundo de las drogas, «sigue echando vicio» y sobreviviendo a las convulsiones de este mercado.

No olvidemos que de las 3. 000 personas inocentes asesinadas por el Ejército y hechos pasar como guerrilleros caídos en combate, los llamados «falsos positivos», eran jóvenes de comunidades muy pobres.

Break dance o danza urbana durante el Trípido Fest Libertario. Foto:Notiagen

La invitación

El Observatorio Local de Derechos Humanos y organizaciones sociales del sur de Bogotá invitan a participar este 10 de diciembre en La Media Luna de Bogotá a compartir alrededor de la música, las caminatas, juegos, velas, faroles, para reivindicar el derecho a la vida de los y las jóvenes.

Las actividades se harán en las localidades que forman parte de esta Media Luna. Se tendrán actividades en los siguientes horarios y sitios de encuentro por localidad:

Localidad de Bosa: Parque El Porvenir, entre las 4 y las 7pm

Localidad de Usme: en frente de la Biblioteca la Marichuela de 5 a 9pm.

Localidad de Santa Fe: Parque Central del Barrio Los Laches, de 10 am en adelante.

Localidad de Kennedy: Parque Villa Anita, de 12 m a 8 pm.

Localidad de Ciudad Bolívar: caminata desde la Universidad Distrital Tecnológica (Candelaria) hasta Potosí. Comienza a las 2 p.m.

 


About these ads

Un Comentario on “En el sur de Bogotá, jornada juvenil DesvelArte por la Vida”

  1. [...] “DesvelArte por la vida” tuvo lugar el pasado sábado 10 de diciembre en las localidades bogotanas de Usme, Ciudad Bolívar, Bosa, Kennedy y Santa Fe. La intención principal fue la de convocar a personas, organizaciones sociales y la comunidad barrial en general para visibilizar y sensibilizar con acciones culturales frente a los asesinatos de jóvenes que suceden masivamente hace varios años y donde 2011 no fue la excepción. Los grupos que tomaron las iniciativas se denominaron “Organizaciones sociales de la media luna sur” en comparación con la ubicación geográfica en la que se encuentran estas localidades en la ciudad. [...]


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 788 seguidores