Continúa la escuela de formación del Comité de Integración del Galeras Mateo Kramer

“Defiendo la rebeldía de los individuos y de los pueblos, y la entiendo, más que desde una perspectiva ideológica, como la búsqueda de derechos y de libertad de hombres y mujeres”. Mateo Kramer.

Los días  24 y 25 de junio el Comité de Integración del Galeras (CIGA) “Mateo Kramer” realizó la  octava  jornada —de las 14 programadas— de su escuela de formación política e ideológica en el corregimiento de La Laguna, oriente del municipio de Pasto (Nariño). El Comité forma parte del Coordinador Nacional Agrario (CNA) y al evento asistieron representantes de las escuelas agroambientales de varios municipios aledaños a la circunvalar del volcán Galeras.

El objetivo de la escuela de formación Mateo Kramer señalan sus asistentes; es el de Fortalecer el proceso organizativo del Comité de integración del Galeras a través de la formación política, ideológica y agrícola de los líderes de las diferentes estructuras organizativas llamadas Escuelas Agroambientales, ratificado como mandato en la segunda asamblea  general del comité  que se llevo a  cabo en el municipio de Sandona (occidente del departamento de Nariño) los días  28 y 29 de noviembre  de 2.011.

Las escuelas agroambientales son un espacio de aprendizaje en el cual las familias campesinas que posean o no una pequeña parcela o huerta se comprometen a desarrollar una cultura de intercambio de saberes, en el marco de la defensa del territorio y la soberanía alimentaria. La metodología utilizada es conocida como: “de campesino a campesino” en la que cada integrante comparte sus conocimientos generando así lazos fraternos entre los integrantes de las comunidades, compartiendo experiencias, rescatando  los conocimientos ancestrales y asegurando el aprendizaje. Además la escuela se ha convertido en el espacio de réplica de los mandatos del CONGRESO DE LOS PUEBLOS, temas de las Escuelas Nacionales e internacionales del sector campesino.

Una de las principales características de la organización comunitaria, explican sus participantes; es la presencia del sector juvenil que interactúa de manera dinámica con los demás integrantes; disminuyendo la brecha generacional, generando nuevos liderazgos e incrementando la motivación en la organización para la transformación social a través del empoderamiento de la soberanía alimentaria, la práctica del principio de equidad de género, el rescate de los principios éticos, la cultura y la defensa y protección del territorio y los derechos humanos para enfrentar con decisión las políticas globales que afectan al sector agrario.

El CIGA se ha venido consolidando a lo largo de  más de tres años de trabajo como una organización social que agrupa a personas campesinas, indígenas y aquellas que converjan en el pensamiento de conservación y preservación ambiental, defensa del territorio, la soberanía alimentaria, la defensa de los derechos humanos y la búsqueda de la libertad de hombres y mujeres en la construcción de un nuevo país.



Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s